¿Por qué apostar por West Side Story?

Juan José Rivero, uno de los productores de West Side Story El Musical, nos concedió una entrevista para contarnos más cosas sobre el proyecto.

¿Por qué apostar por West Side Story para traer precisamente esta obra a la cartelera musical española?

Porque es el mejor musical de la historia. Es un musical creado nada menos que por Arthur Laurents, Stephen Sondheim y por Bernstein, con coreografías de Jerome Robins y basado en la idea original de William Shakespeare… ¿quién no quiere traerlo?

Con todos estos nombres detrás, llevar a cabo una producción de este calibre quizá podría dar un poco de vértigo, ¿cuál ha sido el mayor reto a la hora de llevarlo a cabo?

El principal reto a la hora de montar este espectáculo y crear una ambientación adecuada a la historia, que permita que el espectador se sumerja y entre en la historia con todo tipo de detalles, es buscar la combinación entre lo simple y el realismo. No puedes traer un barrio completo, el Oeste de Nueva York al teatro… pero lo hemos hecho, porque se han traído los matices, los detalles y toda la ambientación necesaria para que el espectador se traslade y viaje hasta Nueva York en los metros cuadrados que tiene un escenario.

El otro gran reto del musical ha sido encontrar un elenco capaz de bailar las coreografías de Jerome Robins, de cantar la partitura de Bernstein y por supuesto encontrar la orquesta que ejecute todo esto y conseguir que exista la unión perfecta entre todos, con unos efectos de sonido hiper limpios y una iluminación que sea muy realista para tener una escenografía ágil a la par que real.

Y la orquesta, cuéntanos, es mucho más grande de lo habitual en cualquier espectáculo de este tipo.

La partitura de West Side Story es de las más complejas que existen, de hecho es estudiada en el conservatorio por músicos de todos los países, y para poder ejecutar todas las canciones del musical e interpretar la obra al completo es necesaria una veintena de músicos. En este caso, es la primera vez que se han realizado audiciones abiertas para músicos profesionales, y hay veinte titulares y veinte suplentes para tener una orquesta operística dentro del teatro.

¿Cuáles son los cambios que han sido necesarios hacer en el Teatro Calderón para dar paso a la escenografía que la obra requiere?

Para poder albergar todo el montaje, sobre todo la gran orquesta que tiene que interpretar las canciones, se ha tenido que realizar una obra completa en toda la caja escénica del teatro, reformar toda la estructura escénica, abrir el foso, que estaba completamente cancelado, y crear una estructura específica para el musical en toda la parte trasera para poder dividir la orquesta en dos grupos, uno de los cuales estará visible por los espectadores en todo momento.

Con toda esta puesta en escena, no podemos dejar de interesarnos por un tema muy importante en toda obra: la iluminación.

La iluminación de West Side Story es muy realista, cálida por lo general (ya que la historia sucede en verano) pero también hay partes de noche que te llevan a ese frío. Pero la mayor peculiaridad de todos los aparatos y proyectores, y a hora de elegirlos es lo que más se ha tenido en cuenta, es que sean muy silenciosos. En este musical lo que prima es la partitura y cómo cante el elenco, la calidad de sonido que pueda llegar al espectador, y no puede haber ningún tipo de interferencia sonora. Para ello se ha tenido que recurrir a luminarias led, que tengan una mínima refrigeración, y que así se pudiera hacer el espectáculo con el mínimo de interferencias.

¿Crees que West Side Story El Musical le va a gustar a esas personas que son fans incondicionales de la película?

Sin ninguna duda, tanto al fan de la película como el que no la haya visto jamás se van a encontrar con un espectáculo maravilloso de primerísima calidad, posiblemente el mejor que hayan visto jamás. Cualquier aficionado a la ópera, cualquier aficionado al teatro, cualquier aficionado al musical y cualquier aficionado a la danza va a querer ver West Side Story y va a disfrutar “como un enano” viéndola.

¡Seguro que es así!

West Side Story, venta de entradas